7 de mayo de 2013

Edición Vespertina I



"Nadie nos avisó (...) que crecer es aprender, que para regresar y para casi todo es tarde"(*). Hay quienes dicen que crecer duele, pero el dolor es parte del aprendizaje. Uno no puede quedarse solo con las cosas positivas de la vida y creer que se aprende de lo buenos que nos sucede. El verdadero aprendizaje está en aquello que nos moviliza completamente, que trastoca nuestras vidas, que la deja patas para arriba y nos sacude las monedas de los bolsillos y las ideas de nuestra cabeza.
Aprendemos de aquello que nos cambia el paradigma, que nos demuestra que las cosas no son como creemos o creíamos. Crecer implica enfrentarse a realidades impensadas, a situaciones que en nuestros sueños adolescentes no podíamos vislumbrar.
Para regresar es siempre tarde, para todo es tarde. La fugacidad del tiempo es tal que se escapa a cualquier imaginación. Solo nos queda el hoy y ahora, un segundo después se convierte en nuestro pasado y se sumerge en ese aprendizaje que mencionaba antes. Cada segundo construye nuestra vida. Como la cera de una vela que arde a lo largo de la noche, la forma y efecto que tendrá es imprevisible, solo nos queda vivirlo y pasarlo, para después poder observar la obra terminada pero en constante construcción.
¿Podremos en algún momento volver la vista atrás y ver todo ese camino? Supongo que depende de la visión de la vida después de la muerte que cada uno tenga. Yo creo que cada cierto tramo de nuestra ruta, algo nos hace girar la vuelta atrás, observar el camino recorrido, repasarlo y tratar de entenderlo. Y convertirlo en algo realmente aprendido. Porque crecimos. Porque ya no somos los mismos.

(*) Canción para un viejo amigo, Ismael Serrano.

4 comentarios:

  1. Qué buena reflexión!
    La frase con la que cierras era comúnmente dicha por mi papá, la recuerdo de un poema hermoso.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amiga, la frase no la copie, la escribí yo, sin saber que alguien ya lo había hecho antes ;)

      Eliminar
  2. Excelente reflexión, necesitaba escuchar algo así en este momento, gracias por tan sabias palabras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saber que mis palabras hacen eco!

      Eliminar